Actos simples para la movilidad tapatía

Cuando se habla de mejorar la movilidad de una ciudad tan caótica como Guadalajara siempre hacemos énfasis en las mismas cosas que en el fondo deberíamos dar por obvias: mejora del transporte público, accesibilidad, mejora de vías para movilidad no motorizada, promoción del uso de la bicicleta, evitar el gasto público en nuevas infraestructuras que favorezcan el uso del automóvil, supresión de cajones de estacionamiento para autos etc.

Sin embargo la experiencia tapatía ha demostrado hasta ahora la dificultad de cruzar las barreras tanto de los prejuicios de la población en su conjunto, como de los grupos de poder que directamente se benefician del caos actual. Por un lado las mafias de transportistas no ven con buenos ojos que sus rutas prehistóricas sean sustituidas por corredores urbanos de movilidad, ya sean de tren o de BRT, y por el otro las autoridades municipales o estatales no parecen estar dispuestas a enfrentarlos de lleno, ya sea por interés político-electoral o se dice que en algunos casos hasta económico. Otro ejemplo ensombrecedor es el de los comerciantes establecidos que han percibido como una amenaza a sus intereses las intenciones de crear corredores peatonales o ciclistas frente a sus negocios, en estos casos los gobiernos han sido incapaces de explicar con precisión los beneficios de las propuestas ya sea por ignorancia o por mero desinterés. La accesibilidad no merece ni siquiera mención, el afán protagónico y la negligencia apresurada de las administraciones tapatías (entiéndase metropolitanas) ha llenado la ciudad de rampas para discapacitados que caen a ningún lado, con una inclinación in-subible, donde apenas cabe o a veces no una silla de ruedas, con un logotipo que atora las llantas y un sinfín de locuras surrealistas que bien podrían haber sido ideadas por el conejo del país de las maravillas. Y ni que decir de la banalidad con la que gobernante a gobernante han ido apuntando con el dedo los cruces en los que se debe poner uno de esos armatostes conocidos como “puentes peatonales”, cuya presencia nos recuerda todos los días el subdesarrollo que padecemos.

Lee el artículo completo vía FELIPENO: Actos simples para la movilidad tapatía.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

  • Conoce el Plan de Movilidad no Motorizada para la ZMG